11 mayo 2012

INVICTUS (2009). Clint Eastwood. Biográfico deportivo. Jóvenes. DVD. ***

Las primeras secuencias de las películas nos muestran casi sin palabras un pueblo roto y enfrentado por la dura experiencia de la segregación (apartheid) racial. Los blancos detentando el poder están encerrados en la autosuficiencia, los negros ilusionados con el cambio también están cerrados en la venganza. Y en medio un hombre que en su voluntad firme, a pesar de su debilidad, cansancio y soledad, les unirá recordándoles que el perdón es un arma poderosa que libera el alma. Basada en el libro de John Carlin, Playing the Enemy, cuenta cómo se desarrolló el Mundial de Rugby del año 1995. Mandela, con una sabiduría que fraguó en sus 27 años en prisión, entendía que el deporte concentraba las emociones de la gente con mucha más rotundidad que el discurso político.  Y de aquella gesta que ayudó a construir un pueblo nos habla la película traspasada por el perdón y la reconciliación que nacen del alma. Cinemanet.

El perdón mutuo, el olvido del pasado, superar los sentimientos propios y pensar en el futuro del país con la cabeza, mientras se buscan puntos de unión, son algunas de las bases que el Mandela fílmico pone en marcha. En el rugby, encuentra una metáfora hecha vida de lo que puede conseguir con Sudáfrica. A través de eso, el guión bienintencionado y amable en la mayor parte de su metraje intenta conectar con un público amplio. Un público que descubrirá quizá que el film es simple, también en el planteamiento de los personajes, pero que el hecho histórico, moral y político que transmite tiene tanta fuerza que justifica la existencia del proyecto, bendecido por Mandela y algunos de sus allegados. TacOnline. (3/5)


Aunque no llegue a ser una de las grandes películas de Eastwood, Invictus mezcla muy bien política, deporte y retos de superación personal. No matiza mucho el carácter de los personajes, pero la trama se sigue con agilidad al alternar varias historias. Eastwood sabe enganchar al espectador contando bien la historia. Freeman y Damon parecen cómodos en sus papeles. Ciertamente la propuesta tiene menos profundidad que otras películas suyas, pero es muy ágil desde el punto de vista narrativo y entretenida de principio a fin. TELEVIDEO familiar. (4/5)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada